Play Station y la relatividad del paso del tiempo


Rate this post

El tiempo pasa muy rápido, demasiado para mi gusto. Uno logra darse cuenta de esto al ver la entrega de Rápidos y furiosos 8, ¡caray!, ¿cómo sucedió esto tan veloz? Y es que pareciera que el mundo gira cada año más fácil, como si ya no le costara tanto trabajo dar una vuelta alrededor del sol.

Uno suele notar el pasar del tiempo, también, con lo que antes era moderno y en la actualidad ya es algo casi vintage. Tal vez exagero, pero no creo que demasiado; me refiero a detalles como el avance de las consolas de video juegos.

Aún recuerdo cómo fue conseguir mi primera consola de Play Station, corría el año 1999, creo. Pero para mí jugar esa consola era algo así como vivir el futuro o estar en Japón. Disfrute del primer Mortal Kombat en 3D por ejemplo, descubrí a personajes como a Crash Bandicoot, que era como el Mario Bross de la Sony.

Ya un veterano de Sony

Quiero pensar que desde ese año de la Play 1 hasta la actualidad no ha pasado demasiado tiempo, ya que a nadie le gusta sentirse old, veterano de guerras de video juegos. Pero creo que ya no hay marcha atrás.

El otro día fui a un centro comercial con un lozano sobrino, y al observar que un stand llevaba el título Play Station 4, sentí algo en el estómago. Me dirigí inconscientemente al tal stand, nostálgicamente noté que el control sigue sin cambiar, pero sólo hice eso, lo mantuve en mis manos.

Le relaté a mi sobrino que yo había jugado el Silent Hill 1, Resident Evil 2 y Metal Gear Solid 1. Su respuesta era evidente: tío tú eres un veterano de la Sony, no habían mejores palabras para definirme.

aaaaaaaaaaaplaaayyy